To find a doctor, call 800-667-5356 or click below:

Find a Doctor

Request an Appointment

left banner
right banner
Smaller Larger

Artritis Séptica

English Version

Definición | Causas | Factores de Riesgo | Síntomas | Diagnóstico | Tratamiento | Prevención

Definición

La artritis séptica es una infección seria de las articulaciones causada por bacterias. Esta infección causa que la articulación se llene con células de pus, las cuales a su vez liberan sustancias dirigidas contra las bacterias. Sin embargo, esta acción puede dañar al hueso y al cartílago circundante.

Esta condición se considera una emergencia médica; si se deja sin tratar, causa pérdida de la función en la articulación afectada y puede conllevar a shock séptico , una condición potencialmente mortal. Sin embargo, con tratamiento temprano, generalmente la recuperación es buena.

Causas

La artritis séptica se desarrolla cuando las bacterias se propagan de la fuente de infección a través del torrente sanguíneo hacia una articulación; puede ser el resultado de una infección directa mediante una inyección, herida por penetración, durante procedimientos quirúrgicos, o lesión que contamine directamente a la articulación.

Puede suceder a cualquier edad pero ocurre con más frecuencia en niños menores de tres años de edad. En los bebés, la cadera es un sitio frecuente de infección; en los que empiezan a caminar, son los hombros, rodillas, y caderas. En estos pacientes jóvenes, las causas bacterianas más comunes son:

La artritis séptica rara vez ocurre de la niñez temprana a la adolescencia. Después de eso, su incidencia aumenta. En los adultos, afecta más comúnmente a las articulaciones que soportan peso como las rodillas. Las microbacterias, que causan tuberculosis , y la bacteria que causa la enfermedad de Lyme también pueden provocar artritis séptica.

Daño articular en la rodilla

Daño en la unión de la rodilla

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Factores de Riesgo

Los siguientes factores incrementan sus probabilidades de desarrollar artritis séptica. Si usted tiene alguno de estos factores de riesgo, dígaselo a su médico:
  • Enfermedades que debiliten al sistema inmunológico, tales como VIH , o tomar medicamentos que supriman la inmunidad.
  • Antecedentes de problemas articulares u otros tipos de artritis , gota o lupus .
  • Un historial de uso intravenoso de drogas.
  • Enfermedades crónicas, como anemia , diabetes , enfermedad drepanocítica o insuficiencia renal.
  • Tener reemplazo de cadera o cirugía de trasplante de órgano.
  • Afecciones cutáneas, como psoriasis o eczema , que pudieran permitir que las infecciones penetren a través de la piel.

Síntomas

Si usted experimenta alguno de estos síntomas no asuma que se debe a artritis séptica. Estos síntomas podrían ser causados por otras condiciones de salud menos serias. Si experimenta alguno de ellos, consulte a su médico:

Recién nacidos o bebés
  • Llorar cuando se mueve la articulación infectada, como durante un cambio de pañal
  • Inmovilidad del miembro de la articulación infectada
  • Irritabilidad
  • Fiebre
  • Llanto persistente por cualquier razón
Niños y adultos
  • Dolor intenso en la articulación
  • Inflamación y enrojecimiento de la articulación
  • Fiebre
  • Escalofríos
  • Inmovilidad de la articulación infectada o su miembro

Diagnóstico

Su médico le preguntará acerca de los síntomas y antecedentes clínicos de usted o de su hijo, y realizará un examen físico. El practicante lo puede canalizar con un especialista reumatólogo u ortopédico. Exámenes podrían incluir los siguientes:
  • Retiro de una muestra de líquido sinovial (líquido que lubrica la articulación) de la articulación afectada para examinarla de glóbulos blancos y bacterias
  • Realizar un cultivo de sangre y orina para descartar otras causas (como gota)
  • Rayos X para valorar el daño a la articulación
  • Posiblemente drenar el líquido de la articulación infectada; los casos severos pueden requerir cirugía.

Tratamiento

La terapia de antibióticos se comienza tan pronto como se hace el diagnóstico, algunas veces se administra inicialmente de manera intravenosa para asegurarse que la articulación infectada reciba medicamentos para matar las bacterias. Los medicamentos específicos usados dependen del tipo de bacterias determinadas por causar la infección. El resto de las dosis de los antibióticos puede administrarse oralmente.

Descansar, inmovilizar la articulación, y las compresas calientes se pueden usar para controlar el dolor. La fisioterapia o los ejercicios también pueden acelerar la recuperación.

Si se le diagnostica artritis séptica, siga las indicaciones de su médico.

Prevención

Para ayudar a reducir sus probabilidades de contraer artritis séptica, siga estos pasos:
  • Obtenga tratamiento oportuno para infecciones bacterianas que puedan conllevar a artritis séptica.
  • Las personas en un grupo de alto riesgo pueden recibir antibióticos como una medida preventiva.
 

RESOURCES:

CANADIAN RESOURCES:

References:

Search Your Health